martes, 19 de enero de 2010

AL RECUERDO DE MIGUEL HERNÁNDEZ (poeta del pueblo)



Es sobradamente conocido que en la primavera de 1.939, tras la desbandada general del derrotado Ejército Republicano, Hernández es apresado tras cruzar la frontera portuguesa, siendo entregado a las autoridades españolas por el puesto fronterizo de Rosal de la Frontera (Huelva).
A partir de ese momento, su vida trascurre por distintas cárceles del país dónde, cargado de miseria y agobiado por la amargura, enferma de gravedad, terminando sus días en la prisión durante la madrugada del 28 de Marzo de 1.942, cuando contaba sólo 31 años.
Alineado en el entorno de los poetas de la llamada “Generación del 27”, a pesar de su muerte prematura, nos dejó un buen puñado de lindos poemas, destacando en su forma de expresión un estilo sencillo y directo, sobrado de esa ternura que cala profundamente en el sentir del “pueblo llano”.
El pasado día 16 del presente mes de Enero-2010, se celebró el centenario de su nacimiento.
Como homenaje a su recuerdo aquí quedan estos versos que siguen:


I

Cuentan que fuiste cabrero
y de niño ya ordeñabas
el ganado que cuidabas
aprendiendo tempranero
de la alondra y del jilguero
el mensaje de belleza
que impregna de sutileza
la ternura de sus versos
que en momentos tan adversos
nacieron con entereza.

II

España entera lloraba,
el suelo de sus raíces,
ése de bellos matices
que siempre en su boca estaba
y en el corazón guardaba.
Dónde nacieron rencores
y crecieron los temores…
Dónde, como peregrinos,
recorrieron mil caminos
sus sueños y sus amores.

III

Su voz se escuchaba herida
reflejada en la poesía
cuando en el pecho sentía
que la sangre enrojecida
de forma inútil vertida,
brotando de las trincheras
salpicaba las praderas
de esa Patria desgarrada
luchando desesperada
por defender dos banderas.

IV

Sus poemas siempre hablaron
de preciosas ilusiones
que rompieron corazones,
de sueños que se frustraron...
¿por qué sus manos ataron?...
¿Fue quizás una indecencia,
o tal vez vana arrogancia,
hablar del amor, de olivos,
de aceituneros altivos
o recuerdos de su infancia?.

V

Noche triste, tenebrosa…
En horas de madrugada,
de aquella celda rejada
deprimida y presagiosa
su alma escapó, silenciosa…
Ya se dijo, con sonrojos,
que nadie cerró sus ojos.
Alma y mirada sin vida,
juntas hallaron salida.
Por fin libres… sin cerrojos…

J.M. Santos

10 comentarios:

  1. ¿ Porqué huía Miguel...?, ¿ era quizás autor de algún hecho delictivo...?, ¿ pertenecía al "bando contrario"...?; no, no era nada de eso, era solamente el "poeta del pueblo", el poeta llano y sencillo que llegaba en silencio al corazón de la gente humilde, para instalarse, para quedarse; tal vez fuera ese su pecado, por ello lo perseguían, no sabía Miguel que esa comunión con el pueblo había quien no le agradaba, podía hacer daño, perturbar intenciones...

    ResponderEliminar
  2. ¡Qué hermoso homenaje, amigo Lunes! Una vez más te superas a ti mismo al plasmar en palabras, con tan preciso y detallado armazón, unos brotes de sentimiento que no pueden por menos que reflejar tu grandeza y bondad como ser humano.

    Un bonito recuerdo, de un gran poeta a otro...

    ResponderEliminar
  3. Sin palabras... me encanta lo que escribes ya lo sabes.
    José María espero que escribas algo dedicado a Francisco Ayala, último representante de la generación del 27, que como sabrás falleció en Noviembre del pasado año.
    Este año le dedicamos la semana cultural a este poeta Granaino. Todo lo que se escriba entra en concurso. ANIMATE.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Para un poeta, J.M.Santos, aquel que sabe decirnos las cosas mas bellas, de una forma tan sencilla, para que nos llegue a todos, para que nos podamos deleitar con su forma de llegar a nosotros y sentir
    la felicidad que nos transmite con sus versos, con su poesía, gracias.

    ResponderEliminar
  5. Durante mi estancia en Rosal de la Frontera, conoci a la mujer que le llevaba la comida a Miguel Hernandez, cuando estuvo detenido en dicha localidad.
    Saludos santo, muy bonito, como siempre

    ResponderEliminar
  6. Este año ha llovido mucho,en cambio a Vd parece que se le han secado las ideas,estoy cansado de mirar este blog y lo veo siempre en el mismo sitio,no dudo deque se le da bien las poesias,pero el Lunes del principio con sus relatos era muy bueno,espero que no se le haya olvidado.

    ResponderEliminar
  7. Lector anónimo:
    En primer lugar darte gracias por dejar aquí tu comentario.
    Es cierto. Llevas razón al decir que tengo un poco abandonado mis relatos. No es por ningún motivo especial, sino simplemente, que en la vida de cualquier persona suceden circustancias que de alguna forma te condicionan.No puedo darte más explicaciones, pues no es el lugar para explicar otros detalles.Sí puedo asegurarte que si Dios lo quiere, seguiré escribiendo.

    Un abrazo

    J.M.Santos

    ResponderEliminar
  8. hello, i am new inside forum.

    Thanks to my son Daniel I sort of observed the internet. he told me about blogging and about forums and over the internet communities like the a person we are in here.

    Please accept my apologies as English just isn't my native language.

    I am new to the forum and wanted to say hello to all other members in this forum.

    I like getting on the net and have so far created an individual web page.

    I hope to meet people who are like minded and I also hope to turn out to be a valued member.

    Signed,

    odolikids






    my own new [url=http://florine.zedtalk.com/] my website[/url] or web blog

    ResponderEliminar
  9. Je m'appelle Lucy, suis neauveau. Content de trouver cette forum. Merci tout le monde

    ResponderEliminar
  10. Miguel Hernandez, pasó por varias cárceles y en la de Alicante su corazón dejó de latir, lástima del gran poeta, era joven y sus ideas lo llevaron a buscar la libertad del pueblo que defendía, en su afán de conseguir un mañana mas justo,tubo tsmbién la oportunidad de luchar contra los sublevados, y en El Santuario de Santa Maria de la Cabeza,-Jaén, pudo contemplar los rostros de los que defendieron el Santuario,mas de cién Guardias Civiles con sus familiares al salir del Santuario en ruinas pudo contemplar una emocionante escena, un soldado de los atacantes se encontró con un hermano que era Guardia Civil, y Miguel Hernández vió como al verse se abrazaron llorando y repirió esa frase y se abrazaron llorando.
    todos sabemos lo que ocurrió en la defensa del Santuario, hay una placa en el mismo en recuerdo de los que perdieron la vida y una frase que dice. LA GUARDIA CIVIL MUERE, PERO NO SE RINDE.
    j.D.

    ResponderEliminar